Almacenes automatizados: definición, tipos y beneficios

Daniel Bengochea
Daniel Bengochea
Mar 1, 2023
Warehouse Automation

Los almacenes automatizados son una pieza clave para el crecimiento empresarial. Este tipo de instalaciones aportan autonomía a los procesos internos, mejorando la productividad y reduciendo los tiempos de trabajo. 

No contar con un almacén automatizado pondrá en una grave desventaja competitiva a cualquier negocio, pues el margen de beneficio será menor.

En este artículo analizamos por qué los almacenes automatizados son tan importantes para la maximización de resultados y qué tipos son los más utilizados.

Almacén automático - definición 

Un almacén automático es una infraestructura provista de los avances tecnológicos necesarios para la optimización de sus procesos internos. Su principal objetivo es minimizar la intervención humana para reducir los errores y aprovechar mejor los tiempos de trabajo.

Además, la implementación de dicha tecnología será siempre flexible y única para cada almacén. Variará en función de las necesidades y objetivos empresariales que se desean conseguir.

Las actividades que suelen verse afectas por un proceso de automatización son:

  • Recepción de la mercancía
  • Clasificación y etiquetado
  • Control de inventario
  • Almacenamiento
  • Transporte interno de la mercancía
  • Preparación de pedidos
  • Expedición
  • Análisis y gestión de la información

Beneficios de automatizar un almacén

  • Reducción de errores humanos
  • Reducción de accidentes laborales
  • Aumento de la productividad
  • Prevención de roturas en el stock
  • Optimización de la cadena de suministro
  • Mejora de los servicios de entrega o devolución
  • Reducción de costes y recursos
  • Manipulación más precisa de datos y estadísticas
  • Mayor sincronización entre agentes internos y externos

Tipos de almacenes automatizados

Almacenes automatizados verticales

Existen diferentes tipos de almacenes automatizados. Podemos clasificarlos de la siguiente manera:

Según el tipo de automatización

  • Almacenes robotizados: aprovechan la tecnología móvil o la robótica para optimizar el desplazamiento de los productos por las áreas hábiles.
  • Almacenes digitales: integran softwares de recogida y análisis de datos para optimizar los procesos relacionados con la trazabilidad del pedido y la comunicación.
  • Almacenes totalmente automatizados: un almacén totalmente automatizado posee las soluciones necesarias para automatizar los procesos que van desde la entrada de la mercancía hasta su expedición, así como la transferencia de datos, el análisis y la comunicación.
  • Almacén con sensores: incorporan sistemas de identificación de mercancía, ya sea por radiofrecuencia, comunicación red o GPS, para crear flujo de datos más fluido entre los operarios del almacén y el software informático central. Suelen utilizarlos aquellos almacenes que necesitan agilizar el picking y/o la gestión del stock.
  • Almacén inteligente: este tipo de almacén automático incorpora los últimos avances en IA para recopilar datos logísticos, crear estadísticas, optimizar la toma de decisiones y generar previsiones.

Según el movimiento de la mercancía

  • Almacenes verticales automatizados: son sistemas de almacenamiento automatizados que utilizan torres verticales para almacenar productos en estantes o bandejas. Un software especializado controla la gestión de inventarios y permite que los usuarios accedan rápidamente a los productos.
  • Almacenes horizontales automatizados: este tipo de almacén automatizado se caracteriza por utilizar carruseles horizontales para transportar la mercancía de un lugar a otro de la instalación.
  • Automatización cenital: uno de los sistemas más avanzados, consiste en la utilización de drones o vehículo aéreos no tripulados (UAV) para escanear, localizar y registrar todos los movimientos que se realizan dentro del almacén.

Según el nivel de automatización

  • Automatización básica: únicamente se mecanizan las tareas físicas más básicas, pero el operario todavía realiza la mayor parte del trabajo.
  • Automatización media: debido a su magnitud, aquí ya es necesario instalar algún tipo de software para gestionar la información.
  • Automatización avanzada: delegan la mayor parte del trabajo a herramientas avanzadas (físicas y digitales) para minimizar la intervención humana al máximo.

Según el tipo mercancía

  • Almacenes automáticos para pallets: se caracterizan por optimizar el espacio en el pasillo y utilizar transelevadores u otras soluciones de carga pesada para mecanizar la manipulación del pallet.
  • Almacenes automáticos para cajas: el espacio es más estrecho y utilizan transelevadores para la manipulación de cargas ligeras y de pequeñas dimensiones.
  • Almacenes para productos perecederos: soluciones automatizadas para optimizar recursos y minimizar el tiempo dedicado al almacenamiento de mercancías altamente perecederas y de rápida rotación en cámaras refrigeradas o de congelación.

Equipos clave de manipulación para almacenes automatizados

  • Software de gestión de almacenes: hay diferentes opciones de sistemas de gestión de almacenes disponibles que permiten unir los datos, la información y los flujos de trabajo en un almacén. Estos sistemas pueden variar desde las mejores plataformas enfocadas específicamente en SGAs, hasta sistemas de gestión de la cadena de suministro que manejan la adquisición, el transporte, la logística y los fletes. 
  • Terminales portátiles: los dispositivos portátiles para terminales ofrecen una manera veloz y eficiente de reservar mercancías en un depósito. Asimismo, los usuarios pueden generar, asignar y fusionar selecciones, hacer inventarios y reportar cualquier problema en el inventario. Estos datos se retroalimentan frecuentemente a un SGA, lo que permite a los gerentes tener una visión clara de lo que sucede en el almacén.
  • Vehículos de guiado automático (AGV): estos vehículos autónomos incorporan sensores o bandas magnéticas para desplazarse y transportar los materiales entre las diferentes zonas del almacén.
  • Robots móviles autónomos (AMR): estos robots están provistos con sistemas de localización y escáneres láser para detectar obstáculos en las rutas. Son más flexibles que los AGV.
  • Sistemas de clasificación: es el procedimiento mediante el cual se identifican los productos en un sistema de transporte y se redirigen a una ubicación del almacén por medio de tecnologías como la identificación por radiofrecuencia (RFID), los lectores de códigos de barras y los sensores. Las compañías utilizan sistemas automatizados de clasificación para satisfacer los pedidos de recepción, selección, embalaje y envío.
  • Sistemas de almacenamiento y recuperación: es una tecnología de cumplimiento de productos a personas que se basa en sistemas y equipos automatizados, como vehículos de transporte de materiales, transbordadores y minicargadores para almacenar y recuperar productos. Por lo general, se utiliza en aplicaciones de almacén con un gran volumen de artículos y limitaciones de espacio.
  • Bienes a persona (GTP): es el tipo de maquinaría más utilizado para aumentar la eficiencia de los operarios en el almacén. Incluye transportadores, carruseles y sistemas de elevación vertical.

Mejores prácticas para una automatización efectiva

Automatizar un almacén supone un desembolso de capital importante para muchas empresas. Los siguientes consejos te ayudarán a asegurar la inversión:

  1. Antes de automatizar tu almacén, evalúa las necesidades tecnológicas de tu negocio y los costes de implementación o mantenimiento
  2. Integra tecnología escalable para alinear tu operativa con el incremento de las ventas sin necesidad de invertir en componentes totalmente nuevos
  3. Sincroniza todas las áreas y procesos con un software SGA para centralizar el seguimiento de la información y optimizar la toma de decisiones
  4. Ten presente tu diseño de almacenes así como la disposición del espacio útil a la hora de distribuir las zonas y maquinaria dentro del almacén 
  5. Agiliza la gestión de pedidos y devoluciones con una herramienta y elimina las incidencias de transporte gracias a los algoritmo inteligentes que proporcionan herramientas como Outvio

Preguntas frecuentes

¿Qué empresas utilizan almacenes automatizados?

Cualquier empresa de cualquier sector que requiera manipular un flujo de mercancía voluminoso.

De hecho, es fundamental tener en  cuenta las previsiones de venta a la hora de tomar una decisión acerca de su automatización del almacén.

¿Cuándo automatizar un almacén?

Algunos criterios que pueden ayudarte a decidir si automatizar o no un almacén son:

  • Un alto índice de rotación de la mercancía
  • Alta complejidad en la gestión de pedidos
  • Una posible reducción de costes
  • El máximo aprovechamiento del espacio de tu almacén
  • Un control del inventario deficiente o mejorable
  • Una aumento en las ventas

¿Cómo optimizar un almacén en eCommerce?

Aplicando lo visto en este artículo cualquier tienda online puede optimizar el rendimiento de su almacén. No obstante, si buscas un solución directa y sin complicaciones, puedes probar el sistema de fulfillment avanzado de Outvio. 

Conclusión

Los almacenes automatizados brindan una gran ventaja competitiva, pues permiten ofrecer un servicio mucho más satisfactorio a un coste menor. En definitiva, se trata de un tipo de inversión que todo empresario debe realizar tarde o temprano.

Con la incorporación de soluciones especializadas podrás automatizar las tareas más importantes de tu almacén y ofrecer al cliente un servicio de mayor calidad y a un coste menor.

Compartir artículo


Artículos relacionados.