eCommerce

¿Qué gastos de envío elegir en una tienda online?

Daniel Bengochea

Daniel Bengochea

Sep 6, 2022

calcular costes de envío y reducir los gastos de envío trucos y estrategias

En este artículo

  • iconLa importancia de los gastos de envío
  • iconEstrategias de gastos de envío más utilizadas
  • iconCómo calcular tus costes de envío y entrega
  • iconCómo reducir tus gastos de envío 
  • iconConclusión
  • Elegir los gastos de envío que vas a cobrar a tu cliente es una decisión delicada

    Si la cantidad es excesiva, es posible que muchos abandonen tu tienda descontentos. Por otro lado, unos gastos de envío reducidos o gratuitos pueden afectar a tu margen de beneficio y producir pérdidas. ¿Qué hacer entonces?

    En este artículo analizamos las estrategias de gastos de envío más utilizadas para que puedas elegir la tuya.

    La importancia de los gastos de envío

    Los gastos de envío son el precio que la tienda online o el comprador debe pagar para realizar o recibir un envío.

    Como es lógico, a nadie le gusta llegar a la página de pago y observar cómo el valor de su pedido aumenta. Esto puede ser muy contraproducente para la tasa de carritos abandonados.

    Lo idóneo es dar con unos gastos de envío equilibrados. Que tu cliente no sienta rechazo al verlos, pero que tampoco supongan un perjuicio económico muy alto.

    Estrategias de gastos de envío más utilizadas

    Gasto de envío gratis

    El envío gratis es la opción preferida por los compradores online. Si los habilitas, lo más probable es que tus ventas aumenten y los usuarios repitan compra en el futuro. 

    Ahora bien, debes asegurarte de que obtienes beneficio de cada pedido. De no ser así, seguramente no puedas mantener esta estrategia por mucho tiempo, pues las pérdidas serán insostenibles.

    ¡En este artículo te mostramos las mejores estrategias para ofrecer envíos gratis en tu tienda online!  

    Gastos de envío fijos

    La cantidad que el cliente paga por el envío es siempre la misma. La efectividad de esta estrategia depende de lo competitivo que sea el precio seleccionado. Una cantidad baja tendrá un impacto muy positivo en el checkout de un eCommerce, y viceversa.

    Como desventaja, comentar que los gastos de envío fijos no alientan al comprador a añadir más artículos a la cesta online, pues el coste por el transporte nunca varía.

    Por peso o volumen

    En este tipo de estrategia los gastos de envíos varían en función del peso volumétrico. El cliente pagará más por los pedidos de mayor tamaño y que requieren más recursos de transporte por tu parte. 

    Con esto consigues cubrir los costes añadidos de los artículos más pesados, y al mismo tiempo mantienes un precio de envío competitivo en los artículos pequeños (y que generalmente se venden más).

    Por plazo de entrega

    Esta opción es similar a la anterior: los gastos de envío varían según la urgencia de entrega solicitada por el comprador. Aquellos que necesiten un transportista exprés abonarán más por los envíos, y los más pacientes gozarán de gastos reducidos.

    Por valor de pedido

    Los gastos de envío fluctúan en función del precio del pedido. Lo más habitual es utilizarlo como complemento al envío gratis. 

    Por ejemplo, una tienda online puede habilitar gastos de envío gratis únicamente a los usuarios que realicen compras de un valor igual o superior a los 50 euros. De esta forma se incita a añadir más artículos a la cesta para alcanzar el umbral establecido.

    Recogida en tienda

    Cada vez más negocios habilitan una opción Click and Collect en sus servicio de entregas. Con este sistema tu cliente puede realizar la compra online y recoger el producto en un punto física (tienda, taquilla inteligente, negocio colaborador, etc). 

    La ventaja de este sistema es que es mucho menos costoso para la tienda, por lo que puede ser una gran alternativa al envío gratuito.

    Suscripción

    Algunos comercios cuentan con un modelo de tarifa plana o suscripción. Durante el tiempo que está activo, el usuario puede beneficiarse de reducciones de precio o de gastos de envío gratuitos. Un ejemplo puede ser el servicio de Amazon Prime. 

    Cómo calcular tus costes de envío y entrega

    La única manera de poder ofrecer a tus clientes un precio justo es que conozcas los costes de transporte de tu mercancía. 

    ¿Cómo vas a saber cuánto tiene que pagar tu cliente por un envío, si ni siquiera sabes cuánto te está costando a ti?

    Para calcular los gastos de envío debes sumar los costes (fijos y variables) y ponderarlos con una cantidad de envíos realizados en un periodo de tiempo concreto.

    ¿Cuáles son los gastos de envío más importantes?

    • Tarifa de envío de la empresa de transporte: el precio que el transportista te cobra por su servicio. Dicha tarifa normalmente varía dependiendo del peso o el lugar de destino. También es posible negociar tarifas fijas.
    • Naturaleza de tus productos: los artículos frágiles o peligrosos que requieren de un tratamiento especial por parte de los operadores logísticos suelen ser más caros de enviar
    • Contratación de servicios adicionales: seguros, entregas flexibles, cambios de horario, seguimiento personalizado, etc. Algunas de estas funcionalidades puede que estén incluidas en la tarifa estándar, pero otras deberás abonarlas a parte.
    • Coste del packaging: el precio del embalaje también debes sumarlo como un coste de envío
    • Gastos aduaneros: si realizas envíos internacionales, es muy posible que debas pagar ciertos aranceles e imprimir documentos adicionales. Todo esto encarece tus gastos de envío
    • Capital humano: para conocer este dato, deberás comparar el número total de envíos realizados con el coste de la plantilla de trabajadores implicados en la preparación de los mismos

    Cómo reducir tus gastos de envío 

    Ajusta el tamaño del embalaje a las dimensiones del producto

    Las dimensiones del embalaje determinan el peso volumétrico de tus envíos. Esta es una de las medidas que las empresas de transporte utilizan para asignar la tarifa. Cuanto menor sea este peso, menor será el precio final. 

    Lo más recomendable es que los embalajes no tengan espacios muertos y sin utilizar, pues estarás pagando por enviar aire en vez de mercancía.

    Peso volumétrico.

    Diseña una logística de envíos más eficiente

    Los costes vinculados a la preparación del envío también encarecen el precio del mismo. Optimizar las rutas de picking o la impresión de etiquetas es una de las vías de reducción de costes más comunes y eficaces. A la larga, tus envíos se abaratarán.

    Trabaja con más de un transportista 

    La tarifa del transportista es el principal gasto de envío que tienes que cubrir. ¿Cómo puedes reducirla? ¡Incluyendo más empresas en tu operativa!

    Si trabajas con más de un transportista, podrás elegir el más barato para cada tipo de pedido. Ten en cuenta que el precio depende del peso del pedido o el destino de la entrega. Contar con más variedad es la mejor manera de asegurarte que siempre tienes tarifas económicas a tu alcance.

    ¿Quieres crear una estrategia multi-transporte exitosa? Integra todos tus transportistas en Outvio para una gestión automática e inteligente. ¡Y elige siempre la tarifa más barata para cada envío y devolución! Empieza gratis.

    Conclusión

    Con la gran cantidad de competencia en el eCommerce, es fundamental calcular y elegir unos gastos de envío adecuados tanto para ti como para tu cliente. 

    En este artículo hemos aclarado términos y explicado una serie de fórmulas, pero ahora toca lo más importante: analizar los procesos internos y encontrar la mejor estrategia para obtener el mejor coste de envío para tu tienda online.

    Recuerda también que puedes cambiar tus gastos de envío para impulsar la compra en momentos estratégicos, como las campañas de Black Friday o Navidad.